Nuestro cuerpo es un gran sistema cuyas partes están directamente relacionadas. Sin embargo, no somos conscientes de hasta qué punto cuestiones como la higiene postural o las lesiones musculares pueden llegar a afectar a la salud de nuestra boca.

En este artículo queremos hablarte del vínculo entre los problemas que suele tratar nuestro fisioterapeuta y aquellos por los cuales acudimos al dentista.

1.    ¿Por qué es tan importante la colaboración entre odontólogos y fisioterapeutas?

La mayor parte de los problemas de nuestro sistema musculoesquelético tienen su origen en múltiples factores.

Pongamos como ejemplo un caso que te resultará bastante familiar: trabajo de oficina, horas ante un ordenador y picos de ansiedad y estrés. A esto se suman horarios de comidas irregulares y una alimentación que no es la más adecuada.

Una persona con estos hábitos puede llegar a padecer rigidez a nivel mandibular, molestias en los dientes al comer, dolores de cabeza frecuentes y rigidez en el cuello.

Un caso así no se soluciona abordando únicamente el cuello o la boca. Hay que cuidar el mayor número de factores para que la solución sea eficaz. Para ello, el arma que tenemos a nuestro alcance son los tratamientos multidisciplinares.

2.    ¿Qué problemas deben ser tratados por ambos profesionales?

Los grandes destacados aquí son:

  • Bruxismo.
  • Dolores en la cara y la cabeza.
  • Rigidez en cuello, hombros y omóplatos.
  • Síntomas auditivos que pueden estar causados por un problema cervical o en la ATM (no todas las molestias de este tipo se originan en el oído interno).

3.    ¿Hasta qué punto afectan los problemas musculares a nuestra boca?

Hay que tener en cuenta que la boca es un eslabón dentro de una “gran cadena” en la que están interrelacionadas distintas regiones.

Esa cadena está formada, además de por la articulación temporomandibular (ATM), por:

  • La columna cervical.
  • La columna dorsal.
  • El complejo articular del hombro, donde cobra vital importancia la escápula, también llamada omóplato.
  • El cráneo y la cara.
  • El hioides, un hueso olvidado que está en la parte anterior del cuello y que está suspendido entre musculatura. Por ello, cualquier tensión que afecte a los músculos que la rodean va a afectar a funciones como la deglución (tragar) y la fonación, ya que este hueso juega un papel de vital importancia en su desarrollo.
  • El tórax, que se toma como punto de anclaje de distinta musculatura.

Partiendo de esta idea de “gran cadena”, si alguno de estos eslabones falla repercute al resto. De este modo, cualquier mala postura o rigidez articular en estas zonas puede afectar a la boca.

Colaboramos con el fisioterapeuta Daniel Fernández para ofrecerte una solución multidisciplinar

4.    ¿Cómo puedo saber si necesito un tratamiento coordinado de fisioterapia y odontología?

Es muy posible que padezcas síntomas que pueden ser abordados desde estas dos profesiones sanitarias.

La fisioterapia trabaja muchas regiones con el fin de reducir la tensión a nivel de la boca para que, una vez se eliminen el mayor número de factores asociados, se adapte tu tratamiento desde el campo de la odontología.

5.    ¿Qué puedo hacer para evitar problemas en la ATM?

Lo primero que debes hacer si crees que tienes un trastorno de la ATM es acudir a un especialista cuanto antes para evitar que el problema evolucione.

No obstante, existen unas medidas de salud generales que puedes seguir, como hacer ejercicio, mantener una buena alimentación o tratar posibles episodios de estrés y ansiedad.

Además, para beneficiar a tu ATM puedes evitar ciertas actividades, entre ellas, comer chicle o morderte las uñas. Estos gestos generan un desequilibrio articular y muscular que puede ser el origen del problema o perpetuar el dolor.

6.    ¿Dentista o fisioterapeuta? A quién acudir

La respuesta aquí es clara: a ambos, aunque tu síntoma más limitante será el que determine a quién debes acudir primero. Por ejemplo, si tienes un dolor insoportable en una pieza dental, lo mejor será que visites al odontólogo. En cambio, si tu motivo de consulta es que notas rigidez en la boca y sueles padecer de dolores de cabeza, quizás la fisioterapia te ayude más en un primer momento.

En la clínica García Pardellas colaboramos con el fisioterapeuta Daniel Fernández para ofrecerte una solución multidisciplinar y abordar tu problema desde un enfoque global.

Si crees que necesitas nuestra ayuda, no dudes en pedir cita de forma 100% gratuita para que realicemos un estudio y diagnóstico. Puedes escribirnos a través del formulario de contacto o directamente por Whatsapp.